viernes, 4 de marzo de 2011

Una simple sonrisa es la qe ahora ilumina mi mundo y ha hecho olvidar por algunos momentos aquellas lágrimas ♪

Entre juzgarte y no juzgarte, entre bancarte o no, entre sentirme dueña de vos o dejarte ser como quieras ser. Un sin fin de si y no que me vuela la cabeza constantemente. Que hago? Cuando me dejas sola, me siento colgada, cuando vos haces cosas que no me incluis, cuando salis solo y no me llevas, creo que todo esto se esta volviendo una tonta cotumbre a la que no quiero llegar. Me haces feliz, muy feliz, pero a la vez, sufro por vos. Las cosas que me pasan no las entendes, lo que quiero decirte no te entra en la cabeza de la forma que quiero, y cada vez que te las planteo pensas cosas que no tienen nada que ver con lo que te digo y en vez de ponerte a reflexionar, me negas todo como si fuera una loca demente que no sabe lo que dice. Quiero que me ayudes, que me contengas, que me abras las puertas de tu corazon para poder sentir que podes confiar en mi, no quiero que me veas como una loca desquisiada que arma bardo porque tiene ganas de pelear o tiene ganas de ponerse a llorar, o tiene  ganas de sentirse mal y pelear con vos. Tengo ganas de pasear por el centro con vos, aunque no tengamos plata, quiero ir al campo y delirar con la naturaleza, quiero juntarme en el parque y tomar mate con vos, no con otras personas, CON VOS!, no quiero quedarme en tu casa viendo como chateas con tus amigos, no quiero verte jugar a esto o aquello, solo quiero que me mimes y estes conmigo, pero no por costumbre sino por sentimiento. A veces pienso en dejarte, y me muero de dolor saber que no puedo, porque me haces falta en cada instante de mi vida, para poder ser mejor persona, para poder crecer juntos, pero otras tantas siento que no te hago falta, que podes solo, que no me necesitas para ser feliz, que tenes tu vida, tus cosas, tus amigos y en tu vida soy un simple estorbo. Ojala que todos estos sentimientos algun dia se vayan, porque te juro que me muero de dolor cada vez que no me das bola, que no me das un beso o que no me invitas a ningun lado, siento que todo esto es una puta costumbre, que ya no nos sirve vivirla, no estamos casados, somos novios, y a veces siento que no parecemos. Ojalá Jesus te abra la cabeza, te deje sacar el corazon por favor, y algun dia puedas decirme todas esas cosas lindas que sabes que me encantan, sin que yo te lo diga primero. Ojala, que todo sea como ese primer mes.















Pago el precio de tenerte Darte 
amor y ser feliz

No hay comentarios:

Publicar un comentario